¿Cómo fortalecer el cerebro en la tercera edad?

Hay que entrenar el cerebro; da igual la edad que tenga, no valen las excusas. Hay que imponerse la obligación de aprender cosas nuevas, de ponerle retos al cerebro, de obligarle a mantenerse activo y realizar actividades para ayudarle a adaptarse a nuevas circunstancias.

Sólo de este modo podemos mantener sano nuestro cerebro. En la actualidad, la mayor preocupación de la sociedad parece ser mantener un cuerpo joven y sano, sin embargo, no existe la preocupación de entrenar y mantener activo nuestro cerebro y es un grave problema, pues entrenarlo, ayuda a prevenir y combatir posibles enfermedades degenerativas como puede ser el Alzheimer.

Desafíe a su cerebro continuamente

Hasta hace relativamente poco tiempo, se creía que el cerebro al llegar a la edad adulta ya estaba completamente desarrollado y que nada podíamos hacer para cambiarlo.

Por lo tanto, se pensaba que el declive de nuestro cerebro empezaba a una edad muy temprana, aproximadamente a los 20 años. Esta información que dábamos por cierta era poco alentadora aunque un tanto cómoda.

No obstante, tras las últimas investigaciones realizadas por prestigiosos expertos sobre el comportamiento de las neuronas, se ha dado por errónea esta información y se ha aclarado que el cerebro siempre está en permanente desarrollo. Obligándonos por tanto, a tomar consciencia de la importancia que tiene mantener en buen estado nuestro cerebro.

Para ello, es recomendable ejercitar y tratar de aprender cosas nuevas, poniendo retos a nuestro cerebro para conseguir que avance.

¿Qué quiere decir “entrenar el cerebro”?

Los expertos recomiendan, al igual que ocurre cuando ejercitamos nuestro cuerpo, cambiar las rutinas de nuestro cerebro, a exigir nuevos objetivos. Para que, en este caso, nuestro cerebro no se acostumbre a los distintos retos que le planteamos y deje de desarrollarse, debemos variar en los ejercicios, de manera que siempre esté elaborando nuevas conexiones neuronales.

Tenemos que intentar incorporar a nuestras vidas prácticas distintas, tanto las más simples, como puede ser elegir otro camino distinto para regresar a casa, como las más complicadas, como puede ser resolver problemas variados.

Además, también influye nuestro modo de vida: a pesar de que todos los días nuestro cerebro crea nuevas neuronas, estas pueden morir cuando nos vemos expuestos a situaciones de tensión o estrés.

Cambios beneficiosos para nuestro cerebro

Vamos a exponer algunos ejemplos de pequeños cambios que pueden ayudarnos a fortalecer nuestro cerebro.

#Retos pequeños

Ya sea cambiar nuestro camino de regreso a casa o incorporar el yoga a nuestra vida. Estas actividades pueden ayudar a estimular nuestras conexiones neuronales.

Le sugerimos los siguientes:

  • Lea incentiva la imaginación.
  • Evite situaciones de estrés para no fomentar la eliminación de neuronas.
  • Memoriza datos para forzar a mejorar el cerebro.
  • Elabora una receta nueva.
  • Intente hacer cuentas manualmente.

#Retos mayores

Puede elegir retos más exigentes, sin embargo, lo ideal es combinar retos más pequeños con otros más avanzados:

residencia para ancianos en Málaga

  • Embárquese en algún viaje. Conocer nuevos lugares hará que nuestro cerebro aprenda a adaptarse.
  • Aprende nuevos idiomas.
  • Busca cursos que le motiven.

Por ejemplo, en nuestra residencia geriátrica de Málaga, entre nuestros servicios podrá encontrar una amplia variedad de talleres, a través de las cuales las personas mayores siguen fortaleciendo su cerebro.

Deja un comentario